¿Es Tesla Autopilot un peligro público?

Las autoridades de Alemania en materia de transporte dudan de la eficacia y la seguridad del sistema de conducción semiautónoma de Tesla, el Autopilot. Este sistema permite al coche conducirse a sí mismo, de forma temporal y por carreteras muy concretas.

A raíz del accidente mortal del 7 de mayo en Florida (Estados Unidos) de un Tesla Model S que llevaba activado Autopilot, las autoridades miran a Tesla con recelo. Un ejemplo más nos viene desde Alemania, donde las autoridades de transporte están evaluando la efectividad del asistente de conducción del fabricante californiano.

Según Der Spiegel, un informe interno del Ministerio de Transporte alemán califica a Autopilot como "un considerable riesgo para el tráfico", debido a que la eficacia del sistema no es precisamente del 100%. Para mayor precisión, habría que decir que en la actualidad ningún sistema es completamente autónomo.

El Autopilot de Tesla es un sistema de conducción semiautónoma del tipo "hands-off", es decir, el conductor puede dejar de agarrar el volante temporalmente, pero ha de permanecer pendiente al tráfico en todo momento. Como es un asistente, la responsabilidad de la conducción recae siempre en el humano.

El conductor tiene que poner las manos en el volante de vez en cuando, o el sistema se desactivar. Con las versiones anteriores a la 8.0 se podía soltar el volante durante varios kilómetros seguidos

Por ejemplo, el informe determina que si el asistente de conducción no se ve capaz de solucionar un problema concreto, el propietario no recibirá información al respecto. Ahora bien, el conductor humano puede retomar el control en cualquier momento. Es más, debería...

Otro de los puntos que critica el informe es la limitación de percepción de los sensores, o la eficacia del frenado automático en determinadas circunstancias. Tesla nunca ha afirmado lo contrario. Todo sistema tiene unas limitaciones y el de Tesla no es una excepción en ese sentido.

El Autopilot de Tesla es un sistema diseñado para funcionar en unas condiciones de circulación muy concretas: vías de un único sentido, con varios carriles, sin incorporaciones transversales, con adecuada señalización, etc. En otras palabras, es apto para vías rápidas, aunque los propietarios lo usan... cuando quieren. Ahí está el problema.

Los sensores del Tesla Model S y Model X tienen un alcance limitado, ¡como en cualquier otro sistema equivalente!

Las autoridades alemanas aún están evaluando el sistema Autopilot, que ya cuenta con la homologación y aprobación a nivel europeo. La empresa americana se defiende argumentando que el Autopilot se ha vuelto mucho más seguro y dificulta que el conductor se desentienda de la conducción.

Es un error tomar al Autopilot como un sistema de conducción plenamente autónoma. Lo mismo podemos decir del piloto automático en aviación: su funcionalidad es limitada, su percepción de la realidad también, y siguen haciendo falta pilotos formados y entrenados para volar los aviones.

Cuando se mezcla el tocino con la velocidad es cuando hay problemas. Si un conductor se desentiende de la conducción, creyendo que tiene un coche autónomo, es cuando se pone en riesgo. En caso contrario, si no se quita la vista de la conducción, Autopilot no aporta ninguna inseguridad a la conducción; al revés, es una barrera defensiva más.

Autopilot activado. En el tablero de instrumentos se puede ver, simplificadamente qué percibe el coche de su entorno

Quien diga, por tanto, que el sistema Autopilot es un peligro para la seguridad vial, rotundamente no sabe de lo que habla. Lo que es un peligro para la seguridad vial es la gente que delega en una máquina que no está preparada para lidiar con toda la casuística de la conducción real, se pone a jugar a la cartas, ver una película, o dormirse al volante.

Youtube está lleno de ejemplos de gente irresponsable que ha hecho pruebas con Autopilot mucho más allá de los propósitos para los que se ha diseñado. La víctima mortal de Florida no prestaba atención a la conducción, por eso no vio el camión contra el que su coche chocó, al no haberse detectado por los sensores.

Al contrario, Tesla Autopilot es uno de los sistemas de seguridad activa más avanzados del mercado, pero ha de utilizarse de forma correcta. Tesla no ha dicho que su sistema pueda prescindir del conductor por completo, esa tecnología sigue siendo experimental y se está probando todos los días, desde hace años. Mientras tanto, la última decisión le corresponderá a un conductor humano.

Tasa tu coche. ¡¡Gratis y sin compromiso!!

El redactor te recomienda

Noticias relacionadas

  • Comentario de Getxoblues
    31/10/2016 (17:00)

    Getxoblues

    "El no-autopilot mata a miles de personas todos los años y Volkswagen no dice nada... Están cagados con la llegada del coche eléctrico y necesitan tiempo para amortizar la inversión en motores de combustión... Con el estado alemán hemos topado."

Más leídas
Más comentadas

¿Qué te parece el nuevo diseño?

Tú opinión nos importa.

Un pequeño formulario con nombre opcional, e-mail opcional y el comentario.

×
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto