¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    Porsche 911 4 GTS 2015, rendimiento y belleza reunidos en una sola pieza

    6

    50 años después del primer Porsche Targa, nos llega una versión más deportiva que sigue manteniendo las mismas características que han hecho famoso al modelo alemán. Con 430 CV, derivados de un motor bóxer de seis cilindros y 3,8 litros, el Porsche Targa 4 GTS 2015 es una verdadera pieza de ingeniería.

    Pocos cambios estéticos frente a la versión GTS ya conocida. Tampoco importa, sigue siendo espectacular

    El mercado americano está siendo especialmente importante para Porsche en los últimos años. El 25% de las ventas del año pasado se han produjeron en los Estados Unidos. Por eso el Salón de Detroit 2015 ha sido tan importante para la marca alemana. Al ya presentado Porsche Cayenne Turbo S debemos sumar el Porsche 911 Targa 4 GTS.

    Sí el lugar no ha sido elegido al azar, tampoco lo ha sido la fecha, ya que este año se celebra el 50 aniversario del primer 911 Targa. En esta edición, la 991, los diseñadores y directivos de Porsche nos devolvieron la mítica y siempre llamativa cúpula de cristal trasera. Un diseño claramente evocador, que ahora llega con más potencia, y más dinamismo.

    Mecánicamente nos encontramos con el motor del GTS, es decir un motor bóxer de seis cilindros y 3.800 centímetros cúbicos. 430 CV a 7.500 rpm con un par motor de 440 Nm. Prestacionalmente estamos hablando de cifras claramente deportivas. De 0 a 100 en 4,3 segundos y velocidad punta de 303 Km/h, eso sí, siempre que lo asociemos al fantástico cambio PDK de siete velocidades.

    Estéticamente podemos diferenciar la versión porque presenta unos pasos de ruedas más abultados, ya que las ruedas cuentan con 11 milímetros más de anchura. Frontalmente destaca por las tres tomas de aire, una frontal que también incorpora la cámara delantera y dos laterales que dirigen directamente el flujo de aire al motor trasero. Los faros delanteros son bixenón, con el sistema de luces dinámicas, cortas-largas.

    El interior combina partes recubiertas en cuero y otras en Alcántara, que es más ligero que el cuero

    En el lateral debemos seguir hablando de las ruedas, con un tamaño de 20 pulgadas y diseño exclusivo que cuentan únicamente con una sola tuerca. Los retrovisores son exclusivos de esta versión y el logotipo Targa se mantiene en el B. Por último la trasera presenta un aspecto muy convencional del 911, con el único detalle de la parrilla del motor trasero con las franjas en negro brillante.

    Para el interior se nos presenta el típico ambiente Porsche. Materiales de excelente calidad y un diseño que está centrado principalmente en la conducción pura y dura. Una pantalla de gran tamaño destaca claramente en la consola central. Mucho equipamiento opcional se suma de serie en esta versión, como el reglaje de los asientos Sport Plus y el predominio de la Alcántara, que pesa la mitad que el cuero.

    En definitiva el Porsche 911 Targa 4 GTS logra reunir la deportividad y el diseño en una sola pieza de ingeniería, que en gracias a la tracción total permitirá un mejor y más predecible manejo. A mediados de marzo llegarán al mercado español las primeras unidades, con un precio de salida de unos nada desdeñables, 158.010 euros. Barato, lo que se dice barato no es.

    Cuatro salidas de escape y la típica franja de luces nos hacen indicar que estamos ante el GTS de tracción total

    Porsche 911 4 GTS 2015, rendimiento y belleza reunidos en una sola pieza