¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

GP Estados UnidosCarlos Sainz cumplirá 100 GP de F1 en Austin

El piloto madrileño debutó en 2015 y, desde entonces, ha acumulado 99 carreras en las que su prestigio ha ido aumentando de manera progresiva.

En Estados Unidos cumplirá el centenar de presencias en la Fórmula 1, habiendo conseguido un cuarto puesto como mejor resultado hasta la fecha.

Durante su etapa en la Fórmula 1, Carlos Sainz ha pilotado para Toro Rosso, Renault y McLaren.

El Gran Premio de Estados Unidos va a ser especial para Carlos Sainz, pues el piloto español cumplirá su Gran Premio número 100 tras debutar en el Gran Premio de Australia de 2015 con Toro Rosso, y después de haber defendido también los colores de Renault y McLaren.

Nacido en Madrid el 1 de septiembre de 1994, Carlos Sainz comenzó su carrera deportiva en el karting, disciplina en la que consiguió su primer podio internacional en el prestigioso Torneo de la Industria de Minikart. Sainz fue tercero en una prueba ganada por Antonio Giovinazzi y ese mismo año quedó subcampeón de la copa de Campeones por detrás de Álex Palou.

En 2008 se hizo con el título de campeón de Asia-Pacífico en la categoría KF3 por delante de Daniil Kvyat y se proclamó Subcampeón de España de esa misma categoría por detrás de Gerard Barrabeig. Otro de sus resultados relevantes a nivel internacional fue el séptimo puesto en el Campeonato de Europa, así como en el Campeonato Junior alemán y en el Trofeo Andrea Margutti.

En 2009, el tercer puesto en las WSK International Series, el Subcampeonato de España, el de Europa frente a Nyck de Vries y la victoria en la Monaco Kart Cup llamaron la atención de Red Bull, que le incorporó al programa de jóvenes pilotos.

Curso intensivo de monoplazas

En 2010, Carlos Sainz dio el salto a los monoplazas, pero no se limitó a disputar un único campeonato. Participó en cuatro carreras del European F3 Open, en dos de la Fórmula Renault Winter Cup, en cuatro de la Fórmula Renault 2.0 Eurocup, en nueve de la Fórmula BMW Pacific y en 16 de la Fórmula BMW europea, certamen ganado por Robin Frijns en el que terminó cuarto de la general tras conseguir una victoria y cinco podios.

Al año siguiente centró sus esfuerzos en la Fórmula Renault disputando la Eurocup y el NEC, aunque también participó en tres carreras de las F3 Euroseries. Consiguió el subcampeonato de la Eurocup tras un intenso duelo con Robin Frijns, pero se impuso a Daniil Kvyat y Stoffel Vandoorne en el NEC.

El título de la Fórmula Renault 3.5 le abrió a Sainz las puertas de la Fórmula 1.

Red Bull consideró que era el momento de subir a la Fórmula 3 y el certamen elegido fue el recién creado Campeonato de Europa. Sainz consiguió un quinto puesto final en un certamen ganado por Dani Juncadella, mientras que en las Euroseries no pudo pasar de la novena plaza.

Llega la Fórmula 1

La temporada 2013 fue la de su primer contacto real con la Fórmula 1, participando en el test de jóvenes pilotos de Silverstone con Toro Rosso y Red Bull. Paralelamente, Sainz tomó parte en nueve carreras de la Fórmula Renault 3.5 de las World Series, aunque sin resultados relevantes. Lo mismo le ocurrió en su paso por las GP3 Series, categoría en la que finalizó décimo en una general ganada por su compañero y rival desde el karting Daniil Kvyat, que se ganó con ello un puesto en Toro Rosso para 2014.

La fe de Red Bull en Sainz comenzó a agrietarse y el único modo de mantenerse dentro del programa era ganar la Fórmula Renault 3.5 en 2014. Así lo hizo Sainz, que se impuso en la general a Pierre Gasly y Roberto Merhi después de conseguir siete victorias, siete poles y siete podios. Dichos resultados y la marcha de Sebastian Vettel a Ferrari, propiciaron que Carlos Sainz contara con una oportunidad en Toro Rosso para 2015 junto a Max Verstappen, que había sido incorporado al programa de jóvenes pilotos de Red Bull unos meses antes.

En 2015, Carlos Sainz debutó en la F1 con Toro Rosso y Max Verstappen de compañero.

La temporada 2015 fue un compendio de alegrías y decepciones, pues Sainz demostró estar preparado para la Fórmula 1 y para plantar cara a su prestigioso compañero, pero la fiabilidad le lastró en exceso en la segunda mitad del año y el español sólo pudo conseguir 18 puntos por 49 de Verstappen.

En 2016 las cosas fueron muy distintas, especialmente a partir del Gran Premio de España, en el que consiguió la sexta plaza final tras un bonito duelo con los Ferrari en las primeras vueltas de carrera. Posteriormente, repitió posición en los Grandes Premios de Estados Unidos y Brasil, finalizando la temporada con 46 puntos y un margen de 21 puntos sobre Daniil Kvyat, que fue intercambiado por Verstappen en Red Bull a consecuencia de sus discretos resultados en el primer equipo.

En 2017 Carlos Sainz aspiraba a explotar definitivamente como piloto y a conseguir un puesto en un equipo puntero para la temporada siguiente. El español ya había sido tentado por equipos oficiales como Renault, pero la negativa de Red Bull a rescindir su contrato propició que comenzara una tercera temporada en Toro Rosso. Sin embargo, el acuerdo a cinco bandas entre Honda, Red Bull, Renault, Toro Rosso y McLaren para intercambiar motores hizo posible que la marca gala consiguiera finalmente la cesión de Sainz, que disputó las últimas cuatro carreras del año vestido de amarillo y junto a Nico Hülkenberg.

Ambos formarían la pareja de pilotos oficiales de Renault en 2018, pero Sainz sufrió para adaptarse a un monoplaza muy distinto al Toro Rosso al que estaba acostumbrado, sumando a final de temporada 53 puntos por 69 de su compañero alemán. En cualquier caso, el madrileño terminó la temporada décimo de la clasificación general y con un contrato de dos temporadas con McLaren, encontrando por fin la estabilidad buscada durante tantos años.

2019, el año de su explosión

La vida en McLaren ha supuesto todo un revulsivo para un piloto que desde su debut en la Fórmula 1 ha mostrado progresión y potencial, pero que junto a los de Woking ha dado un paso más y se ha convertido en uno de los mejores pilotos de la temporada. Pronto Sainz se convirtió en el referente del equipo en la pista y, con cuatro carreras por disputarse, pugna por terminar la temporada como sexto clasificado, incluso por delante de uno de los pilotos de Red Bull.

“El Gran Premio de Estados Unidos es un evento muy especial para mí, marcando mi carrera número 100 de Fórmula 1”, comentó un orgulloso Carlos Sainz al respecto. “Ser piloto de F1 ha sido mi sueño y mi ambición desde que tengo memoria, por lo que llegar a la carrera número 100 con sólo 25 años es un momento realmente significativo”.

Muy posiblemente serán muchas más.

Noticias relacionadas

Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto